bg-header

TESTIMONIOS

TESTIMONIOS EN JOVENTÉ TZUNCAL

17/05/13

20 testimonios de las mujeres participantes en el proyecto.

REDUCCIÓN DE FACTORES DE RIESGO DE ENFERMEDADES RESPIRATORIAS Y GASTROINTESTINALES QUE PROVOCAN MORTALIDAD INFANTIL EN LOS INFANTIL EN NIÑOS Y NIÑAS DE LA COMUNIDAD JOVENTÉ TZUNCAL, SAN LUIS PETÉN.

Se transcriben literalmente algunos de los testimonios que recogimos de las mujeres que participaron en el proyecto.

Caminamos por la comunidad y en varios momentos reunimos, sin previo aviso, a dos o tres señoras jefas de familia de las casas que están próximas y platicamos informalmente con ellas, entre la plática informal formulamos la misma pregunta así:
Estamos a casi un mes de haber terminado el proyecto. Hasta este día ¿qué significa el proyecto para ustedes?

Estas fueron las respuestas:

Luisa Butz Ax: “Tengo mi estufa encendida, está bonita para tortear y hacer la comida, no quema mi estomago y no me cansa estar agachando y no trago humo como antes. Yo quiero agradecer a los señores que nos ayuda y a don Raúl por venir con nosotras y a la María y a la Milvia”

Romelia Pop Saquil: “Tengo que agradecer a los señores de AIETI y la CAJASOL por habernos apoyado. Les digo saludos y me siento bien porque tengo mi estufa. Gasto poca leña pero siempre hago un poco mi fogón para cocer maíz aparte”

Herlinda Saquil Tziu: “Yo vivo todavía en la finca pero ya me voy a venir a usar mi estufa. Yo miro con mi hija Romelia gasta poquito su leña y no calienta su estomago”

Dominga Pop: “Yo igual, todavía no la enciendo hasta que me pase a vivir a mi casa”

Dolores Tiul Chub: “Yo sólo quiero decir que estoy contenta por mi estufa y sí es cierto que gasta poca leña y sale bien la comida”

Zoila Dominga Caal Cab: “Primero yo quiero agradecer el favor de darnos nuestro proyecto. Yo tengo poco tiempo de encender mi estufa pero ya gasto un poco menos de leña. Me ayuda porque no hay humo adentro, solo afuera”

Nikté Quetzalí Cal Xo: “Ya la empecé a usar es muy bonita, puede echar las tortillas y cocer la comida, no puedo decir de mi leña porque ahora hay olote para quemar. No se gasta luego y es bien caliente estoy agradecida con Sagrada Tierra por su apoyo y a los otros países que nos apoya”

Manuela Tiul Chub: “Yo no se como voy a agradecer por mi estufa. (risas) Estoy contenta yo, no hay peligro no tengo fuego en el polletón chiquito todo el tiempo. Ahora yo solo junto fogón para cocer maíz porque pesa mucho mi bote de maíz y no quiero fregar mi estufa”

María Mó: “Estoy contenta mi estufa sirve mucho para hacer tortilla y comida, no gasto mucha leña, no hay peligro, todo está bonito. Yo agradezco su apoyo a la Sagrada Tierra, que Dios les bendiga a todos por allá”

María Huehue: “Les digo que ya está usando mi estufa, mi marido corta el palo más chiquito para estufa. No cuesta, es bonito. Gracias a la CAJASOL Y LA SAGRADA TIERRA”

Matilde Quib: “Le digo don Raúl que me agradezco yo por mi estufa bonita a Sagrada tierra y la CAJASOL, me ayuda tanto y estoy contenta…”

Hermelindo: “Don Raúl, yo pienso que también a los hombres deberían preguntar para opinar, porque también ellos son parte del problema que ya se resolvió digo yo pues… en mi familia mi mamá y mis hermanas han sufrido con el humo y para traer la leña. Yo me beneficio porque antes de irme a dar clases, tenia que dejar leña a mi mamá, ahora siempre pero ya no tanto…”

Candelaria Caal Coc: “Yo estoy muy agradecida don Raúl porque la Sagrada Tierra me ayuda con mi estufa, ya hacemos tortilla, comida y todo, me gusta no calienta mi estomago, y no me canso de agachar y no hay peligro. Gracias a Dios y Sagrada tierra”

Dominga Cab: “Yo no puedo decir mucho, solo que gracias porque nos dieron ayuda”

Rosa Chub: “…mire yo que puedo decir. Solo que estoy muy agradecida por la capacitaciones y por mi estufa. Yo aprendí muchas cosas de higiene y del respeto a la naturaleza y las personas que nos apoyaron con este proyecto no se imaginan lo que aquí trajeron de alegría y beneficio para todas las mujeres. Como ya dijeron, una ya no se quema el estomago con el calor del fogón, ni se entra el humo en la nariz. La leña ya se gasta poco. Ahora el problema es el agua…”

María Quim: “Yo también don Raúl quiero decir que agradecida estoy yo por mi estufa, nunca nos habían ayudado así y estoy contenta porque ya tenemos. Ahora pobre gente de la comunidad allá arriba viene con migo se queda viendo mi estufa y me dice cuídela está bonita. A ella también le gusta y dice malaya me dieran una a mi”

Amanda Pop: “…por eso es bueno mi estufa, no gasta bastante leña, poquito quiere y no sale el fuego pa fuera, ya no me quema, se calienta el comal …”

Herlinda Saquil: “Muchas gracias a don Raúl y doña María y a la Milvia por apoyarnos con las estufas y capacitarnos, solo eso digo yo”

Lucía Coc: “Contenta estoy yo también por mi estufa, porque no hay humo adentro y gasta poco leña, dígales a, a, los que no conozco que gracias por mi ayuda”

Rosa Chub Tiul: ”Yo cuido mi estufa. Está bonita, no es caliente para mi cuerpo, no me cansa estar soplando porque soplo parada y hago bonita mi tortilla”

Iniciar sesión

crea una cuenta